Si eres de las que odia ir a la peluquería y no soportas esperar sentada leyendo una revista del corazón para cortarte el pelo, echarte un tinte o ponerte mechas de color, la solución la tienes al alcance de tu mano y en exclusiva.

Muchas peluquerías ofrecen un servicio de especialistas en el cabello a domicilio y así evitarás esperas innecesarias y con la comodidad de estar en casa.

Este servicio especial está pensado no sólo para las que detestan el olor a peluquería y las miradas de las demás clientas que esperan impacientes su turno y mientras tanto pasan el tiempo observando como tu pelo canoso va cambiando de color con un nuevo tinte.

Las peluquerías a domicilio suelen tener un coste más elevado que las convencionales ya que los productos que vamos a usar y los complementos como toallas, secadores, brochas, tijeras y demás utensilios corren de la mano de la peluquería aparte de sumar entre otros gastos la mano de obra y el desplazamiento hasta el lugar donde la clienta decida.

Este tipo de servicio es muy práctico para las mujeres que tienen un alto nivel adquisitivo ya que un simple corte de pelo oscila entre los 50 y 80 euros dependiendo del caché de dicha peluquería y de la zona donde esté ubicada.

Empresarias y mujeres de negocios que siempre corren en su día a día suelen realizar este tipo de peluquería a domicilio ya que la comodidad que presenta este servicio hace que el día a día y el estrés que conlleva este tipo de vida quede congelado durante el momento que convertimos nuestra casa en una peluquería de vanguardia.

También te puede interesar:   Hotel de lujo en Beverly Hills

Fuente: hola