España consigue acabar con una buena imagen ganando a Australia

España consiguió ayer una victoria simbólica ante una débil Australia, el partido acabó con 3-0 para España y un dominio claro del juego, de este modo acabamos con una única victoria en el Mundial, los jugadores ya están en Madrid para disfrutar de sus respectivas vacaciones.

El partido de ayer no tenía mucha historia, no había nada de expectación por ver a los nuestro ya que estábamos eliminados, pero siempre hay que dar la cara para al menos dejar en buen lugar a tu país. El partido comenzó con Australia saliendo fuerte y creando ocasiones contra la portería de Pepe Reina, parecía que ni ante Australia conseguiríamos sacar algo positivo, no conseguíamos dar más de dos pases seguidos con un juego muy irregular.

Poco a poco España fue encontrando su juego y dominando el encuentro, con un Torres y un Villa muy activos con ganas de demostrar cosas y hacer goles. Tras varios avisos como un disparo de Jordi Alba tras taconazo de Villa que repelió Ryan, llegó el primer gol, el único que habíamos conseguido hacer en jugada en todo el Mundial, Juanfran se pegó un carrerón desde su banda para asistar a Villa que marcaba el primero de tacón, un gol de bellísima factura.

A partir de ahí, el choque no tuvo color, España dominó de principio a fin. Fernando Torres hacía el segundo en el minuto 69′ tras un pase magistral de Iniesta, el tercer gol llegaría a manos del recién incorporado Juan Mata, tras una buena asistencia de Cesc para dejarle solo frente a Ryan, y Juanín batía entre las piernas a Ryan para hacer el último gol y cerra el marcador en el minuto 82′.

También te puede interesar:   Ni Menchov ni Amstrong, el ganador del Murcia ha sido Frantisek Rabon
Segundo gol anotado por Fernando Torres
Segundo gol anotado por Fernando Torres

Lo cierto es que ayer vimos a la selección española de siempre, y da cierta pena que esto no pudiese haber ocurrido frente a Holanda o Chile, pero el fútbol es así y no estábamos en la mejor forma como para luchar por el Mundial. El mejor del partido para mí fue Villa, que estuvo muy activo los minutos que jugó dejando grandes detalles, Del Bosque lo cambió por Mata en la segunda parte y este cabreado rompió a llorar en el banquillo. Era su último partido con la selección y estaba jugando muy bien, por eso pocos entendimos el cambio, Del Bosque argumentó luego que él no sabía que era su último partido, otro síntoma de la poca armonía que ha vivido la selección estos días.

 

Villa rompe a llorar en el banquillo
Villa rompe a llorar en el banquillo

 

Se acabó el Mundial para los nuestros y toca pensar en la Euro 2016, tratando de insertar jugadores jóvenes poco a poco en la selección absoluta para dar nuevos aires. Dar las gracias al Guaje Villa que ayer jugó su último partido con un final amargo, se ha convertido en el máximo goleador de la historia de la selección dándonos muchas alegrías, por supuesto dar las gracias también al resto que no sabemos si muchos continuarán en próximos partidos. Volveremos, eso que no le quepa duda a nadie.