Sitges 2010: ‘The Ward’, John Carpenter recupera sensaciones

Sitges 2010: ‘The Ward’, John Carpenter recupera sensaciones 7

John Carpenter ha vuelto, esta es la noticia. Después de 10 años, la gran noticia es que este maestro del terror vuelve a hacer cine, y ante eso casi da igual la calidad de la película.

The Ward es una película de terror clásica, a caballo entre el género de apariciones y el slasher; una cinta de suspense que John Carpenter ha hecho al trantrán, olvidándose de innovar y renunciando a sorprender a los fans que ansiaban su regreso.

Por esto, The Ward da la sensación de que es un calentamiento para recuperar el tacto y las sensaciones después de la larga ausencia, y el resultado es bueno, eficaz, una exhibición de estilo con el que Carpenter se ha quitado el óxido de encima. Un guión redondo y la inigualable habilidad de John Carpenter para rodar terror son suficientes para rememorar con The Ward el mejor cine de género de antaño.

Sitges 2010: ‘The Ward’, John Carpenter recupera sensaciones 8

Resulta brillante en la ejecución, el trabajo de iluminación es de cátedra y el juego de alternanza planos abiertos y cerrados (quizá es más propio del cine europeo) crean la atmosfera de suspense y de opresión ideal para la película que tenemos entre manos y que, por cierto, me ha recordado a un film del pasado año que no voy a decir porque sería un spoiler de la leche.

En resumen, John Carpenter está de vuelta, está en forma, por esto, nunca el escepticismo fue tan celebrado.

Ir arriba