Si un escritor sitúa su historia en un mundo en el que los bomberos se dedican a provocar incendios para quemar los libros y la tecnología es la única diversión del ser humano, es lógico que se niegue a publicar su libro en edición digital. Así, Fahrenheit 451, a pesar de ser uno de los grandes clásicos de la literatura de ciencia ficción, ha estado mucho tiempo sin ser editado oficialmente en ebook.El autor, Ray Bradbury, siempre defendió los libros de texto tradicionales asegurando que los libros electrónicos olían “a combustible quemado“, tal vez haciendo alusión al futuro apocalíptico que refleja en su novela. Sin embargo, al final ha visto las ventajas de este formato – o su editorial lo ha seducido bastante bien – y el libro está disponible a través de la web de Simon & Schuster.

En el libro, el lector descubre un futuro hipotético y apocalíptico con una sociedad completamente consumida por la tecnología y controlada por el gobierno – lo que se conoce como una distopía – en el que los libros están completamente prohibidos y son los bomberos los encargados de acabar con ellos. Las personas están completamente anuladas por la televisión y los dispositivos electrónicos de ocio y tan sólo unas pocas personas, de manera oculta, mantienen la cultura viva.

La novela critica la censura del Macarthismo y la quema de libros de la Alemania Nazi y toma el título de la temperatura a la que arde el papel. La obra, muy aclamada por los aficionados a la literatura, está considerada una de las mejores distopías, junto con 1984, Un mundo feliz y Rebelión en la granja.

Ahora que puedes leerla en cualquier formato, ¿no te entra curiosidad de saber si se salva algún libro en este mundo?

También te puede interesar:   Guy Ritchie podría dirigir 'Jerjes'