El 21 de enero es conocido en todo el mundo como Blue Monday, considerado el día más triste del año. Su origen tiene raíces publicitarias, pero son muchos los días del año que pueden ser igual o más tristes que este Blue Monday. Sin ir más lejos, la tristeza es un sentimiento que deberíamos tomar en serio.

Según un último estudio del comparador Acierto, se estima que hasta 300 millones de personas en el mundo sufren depresión. En España la cifra ha aumentado un 19% en el último año. Por desgracia, hasta 6 de cada 10 españoles no se han planteado nunca ir a psicólogo.

Los propósitos del Año Nuevo ya incumplidos, la cuesta de enero, las recién terminadas vacaciones, el frío y la reducción de las horas de sol propias de esta época del año no ayudan. Entre los síntomas más frecuentes encontramos la ansiedad, el pesimismo y la irritabilidad; así como la falta de energía, el insomnio o la falta de apetito y concentración.

Los jóvenes, más concienciados

Por fortuna, las nuevas generaciones se muestran más receptivas a la hora de acudir al psicólogo. Es decir, ya no asocian el hecho de acudir a la consulta con ningún tipo de locura, sino más bien con el padecimiento de una enfermedad que tiene cura y para la que se requiere la ayuda de otro tipo de especialista. En cualquier caso, las mujeres son más propensas a decir libremente que van a terapia.

Se trata de un reconocimiento importantísimo y que resulta fundamental en una normalización. Además, los problemas psicológicos no solo afectan al paciente en sí mismo, sino a su entorno y a su morbimortalidad como ciudadano.

También te puede interesar:   Amazon.es lanza su tienda para mascotas con 200.000 productos de más de 850 marcas

En este sentido, son muchos los afectados que se decantan por profesionales privados, un punto en el que un seguro privado suele ser muy útil. En el caso de contar con alguno de estos seguros, es muy importante conocer de buena mano lo que cubre nuestro seguro.

Por otra parte, son cada vez más los psicólogos y centros especializados que ofrecen “visitas” online a través de videollamadas, comenta Carlos Brüggemann, cofundador de Acierto.com; “una propuesta que permite a muchos pacientes vencer sus miedos y que conlleva las virtudes intrínsecas a la tecnología como la facilidad de acceso y rapidez”, indica. Tal es así, que hasta el 39% de los pacientes que se comunican con su médico de esta forma lo han hecho por la inmediatez que les garantiza. El mismo porcentaje se ha decantado por este servicio por la tranquilidad que les proporciona.

Cómo enfrentarse al día más triste del año

  • Come bien y apuesta por el chocolate negro: algunos alimentos favorecen la secreción de serotonina y endorfinas, dos neurotransmisores importantísimos en el estado de ánimo. El chocolate, los arándanos, el salmón, así como las frutas y verduras en general son algunos de ellos.
  • Descansar adecuadamente te permitirá sentirte más tranquilo y relajado. Además, la falta de sueño provoca depresión y ansiedad. No solo es importante la cantidad, sino la calidad del mismo. El periodo perfecto para adultos oscila entre las siete y ocho horas como mínimo. Procura que las sábanas sean suaves, que la habitación esté oscura y correctamente ventilada, que no haya ruidos, ni haga demasiado calor, etcétera.
  • Sal a hacer ejercicio: liberarás endorfinas y te permitirá mantenerte en forma. Esto influirá positivamente en la percepción de tu imagen corporal, más allá de los beneficios físicos en sí mismos.
  • Reflexiona: es la mejor manera de darse cuenta de los problemas y el primer paso par atajarlos. Dedícate un tiempo de soledad y disfruta de ella.
  • Sube la música: según una investigación de la Universidad de Manchester, subir el volumen de nuestro reproductor de música libera endorfinas, las mencionadas hormonas de la felicidad.
  • Explota tu creatividad: de hecho es una forma de expresión silenciosa. Puedes valerte del arte, de la música, de la escritura, etcétera.
  • Rodéate de gente alegre: sí, porque el buen humor y, hasta la sonrisa, se contagian.
  • Apuesta por una causa noble: ayudar a los demás de manera altruista te ayudará a sentirte útil y satisfecho contigo mismo. Aprovecha el Blue Monday para apuntarte a alguna organización benéfica.
  • Cambia de escenario: viaja, haz una escapada. Cambiar de rutinas momentáneamente nos hace más felices. Y hasta reduce las posibilidades de sufrir un ataque al corazón.
También te puede interesar:   Vendido el sello más caro del mundo