Nadie dura que la tecnología será el campo que mueva la economía mundial en los próximos años. Dentro de este mundo, la inteligencia artificial y los drones serán los que marcarán el camino del empleo en España, lo que invita a una buena formación para garantizarse un buen futuro. Tras un análisis realizado por EXES, compañía española especializada en la capacitación profesional en materias de Tecnologías de la Información e Industriales, para adaptar sus procesos formativos a la demanda del mercado detecta un desajuste entre las necesidades empresariales y la oferta profesional del mercado laboral.

Porcentaje bajo de estudios tecnológicos

A pesar de que en la próxima década se crearán más de 3 millones de empleos relacionados con la digitalización e innovación tecnológica, con perfiles profesionales con competencias digitales, solo el 7% de los estudiantes españoles está cursando estudios científico-tecnológicos. España, Italia y Polonia son los países europeos que mayor desajuste muestran. “Si nuestro país no es capaz de cubrir esos puestos con perfil STEM (Science, Technology, Engineering & Mathematics) el mercado laboral absorberá otras nacionalidades, seguramente europeas, y perderemos competitividad”, explica José Antonio Álvarez, CEO de EXES.

Si nos fijamos en un estudio realizado por la empresa Randstad, empresa líder de recursos humanos en España, sus resultados se encaminan en la misma línea ya que detecta un déficit de profesionales con determinadas habilidades, como son perfiles especializados en ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas. Se tratan de perfiles que las empresas van a demandar, pero que no van a poder cubrir completamente ante la falta de candidatos. “Debemos formar a los profesionales no sólo en el periodo anterior a incorporarse a la vida laboral sino durante toda su trayectoria, adaptando nuestra oferta a las necesidades que irán surgiendo. La tecnología evoluciona exponencialmente y la formación continuada será clave para el éxito”, explica José Antonio Álvarez, director general de EXES Formación.

También te puede interesar:   Nokia N78 [MWC 08]

Para EXES la oferta educativa debe adaptarse. No solo hacia las especialización con programas Master o Cursos, sino pensando también en cuál debe ser la oferta complementaria con programas online o semipresenciales. “El aprendizaje continuo se convierte no ya en una obligación, sino en una necesidad laboral, a riesgo de quedar fuera del mercado. Además, debe ser una formación lo más cercana al desempeño real de su actividad y permitir al alumno actualizarse y aprender de forma autónoma y continua”, afirma José Antonio Álvarez.