-

El Barcelona gana en Pamplona y el Madrid sucumbe en Getafe

El Barcelona gana en Pamplona y el Madrid sucumbe en Getafe 3

En la segunda jornada de la Liga BBVA, y luego de que entresemana el Barcelona derrotara por 3 a 2 al Real Madrid como contamos oportunamente en la ida de la Supercopa, parece que la tendencia se mantiene entre dos de los conjuntos más poderosos del fútbol mundial, al punto que los catalanes lograron sobreponerse a un comienzo complicado en su visita a Pamplona, al tiempo que los madrileños sucumbieron de forma increíble ante el Getafe.

En el caso del Barcelona, lo cierto es que el encuentro ante el Osasuna, con el recuerdo aún fresco de la última temporada, en la que los navarros arruinaron buena parte de la fiesta a los blaugranas, no fue nada fácil, y más si tenemos en cuenta el gol de Joseba Llorente en la primera etapa, justo cuando el Barça mostraba un repertorio bastante alejado del que le conocemos en estas situaciones.

Sin embargo, y para tranquilidad de los de Tito Vilanova, Messi apareció con su oportunismo de siempre, al punto de anotar en dos ocasiones, con un margen mínimo de tiempo entre ambas, de modo que los visitante se llevaron un triunfo con el que mantienen el liderato en la tabla de posiciones, tomando ya cinco unidades de ventaja por sobre el Real Madrid.

Y hablando los capitalinos, no se puede dejar de señalar que la visita al Getafe no había arrancado nada mal, con un primer tiempo de evidente superioridad, en el que una conexión entre Di María e Higuaín, como ocurriera ante el Valencia en la primera jornada, puso por delante a los merengues, que incluso acumularon varias situaciones más, especialmente una desperdiciada de modo increíble por Ozil.

También te puede interesar:   West Ham 0-2 Tottenham
También te puede interesar:   Liga BBVA 2010-2011: ya hay campaña

Sin embargo, en la segunda etapa, un par de errores de la zaga visitante permitió al Getafe primero igualar, por intermedio de Valera, y luego ponerse en ventaja gracias a Barrada, manteniendo la misma más allá de los cambios ofensivos de un José Mourinho que se la terminó jugando con hasta cinco atacantes netos en el campo de juego.

Lo último...