Suzanna Dai es una creativa y exclusiva diseñadora de joyas. Sus obras son reconocidas en el mundo entero por la clase y la distinción que portan. En esta ocasión, centraremos la mirada en la majestuosa colección de collares Montecarlo, la cual se despega de los artículos similares, enriquecida con el buen gusto y la elegancia que solamente una artista puede lograr plasmar.

Esta colección brilla por su hermosura, pero además, por los cientos de cristales que la recubres, de manera milimétricamente estudiada. El diseño es un collar con tres flores, adheridas a un cordón central.

La exuberancia es de tal magnitud, que el diseño es reiterado en colores diferentes y, a pesar de ser siempre el mismo, no deja de sorprender al admirador de estas maravillas.

Además, los brillantes ocasionan una suerte de reflejos que añaden glamur al mismo.

Los colores en que se pueden hallar son: blanco y negro, lilas y plateados, y bronces y peltres. Demás está decir que la elección se basará simplemente en el atuendo con el cual combinar, porque la belleza y la elegancia del diseño en sí, no permitirán a sus compradores decidirse por uno en especial.

Una verdadera poesía a la creatividad artesanal. Un esbozo de talento fusionado con la estética y el ingenio de una verdadera apasionada por la creación y el arte, puesta de manifiesto en cada joya. Lo más impactante es que todo esto se resume en la pasión por el trabajo para lograr la belleza femenina en su máxima expresión.

 

También te puede interesar:   40 dólares por un café con leche