-

China le declara la guerra al lujo

China lujo

Se sabe que China es uno de los mercados más especiales del mundo en cuanto al lujo, y aunque esto tiene que ver con la parte buena, también se hace presente desde el punto de vista negativo para quienes aman lo exclusivo. De hecho, las últimas novedades de allí demuestran cómo el Gobierno local viene haciendo la vida imposible a muchas de las muestras del lujo que puede existir en aquella nación.

El caso es que la cúpula del Partido Comunista Chino, con muchos de los próximos nuevos líderes políticos que se avecinan por aquellas tierras, tienen la intención de perseguir muchas de las muestras de lujo que existen en China, partiendo de prohibir los platos de aleta de tiburón, decisión que saludamos, pero también afectando a otras que no dañan en lo más mínimo a nadie.

Más allá de esto que mencionábamos antes, parece que los chinos van en serio en cuanto a la necesidad que, creen ellos, tiene el país de evitar gastos en elementos más cercanos a la suntuosidad que a lo necesario del día a día, y por eso es que incluso se están desarrollando comisiones internas que vigilarán cuánto gasta el Estado en aquellos objetos de lujo que no sean puramente requeridos por las situaciones locales.

No es casualidad que, en este contexto, fabricantes de coches de lujo y deportivos como Bentley y Lamborghini, y otras firmas exclusivas como Louis Vuitton, Moët Hennessy y Burberry, hayan advertido que podrían llegar a abandonar el mercado chino si sus ventas siguen en caída libre como viene sucediendo en los últimos meses.

También te puede interesar:   Welcome China
También te puede interesar:   El mundo del fútbol llora a Eusebio

Incluso, esta estricta vigilancia que lleva adelante el Gobierno de China ha afectado igualmente a otros, como por ejemplo las cadenas que se encargan de realizar los pasteles de luna, un regalo típico durante el festival de Mediados de Otoño, celebrado este año el 19 de septiembre.

Lo último...