-

Pase a octavos sentendiado

Pase a octavos sentendiado 3Atlético de Madrid 2 – 1 PSV Eindhoven

El Atlético de Madrid ganó anoche en el solitario Vicente Calderón por 2-1 a frente al PSV y deja certificada su clasificación para la fase de octavos de la Champions League. En las gradas no había ni un aficionado pero si los había en la calle: en los aledaños del estadio más de 1.000 seguidores animaban a su equipo.

Desde el comienzo los locales  intentaron quitarse el frío del ambiente y contagiarse de los ánimos que llegaban desde el exterior y realizó una primera parte magnífica, apareció ese Atlético que hace soñar a su afición, jugando al toque, abriendo campo, jugando de banda a banda y desbaratando la defensa del equipo rival. En esta coyuntura llegó el primer gol de Simao, que recogió un rechace de la defensa y lanzó a portería, adelantándose en el marcador. Para celebrar el gol las pantallas se iluminaron y aparecieron los aficionados vitoreando a su equipo, todo esto previo acuerdo con la UEFA.

En el minuto 28, de nuevo el portugués  se sacó un buen centro desde la derecha que remató de cabeza Raúl García despejando el cuero a córner Isaksson. Y tras el saque de esquina, llegó el 2-0 cuando el balón quedo de nuevo muerto en el área y apareció la figura de Maxi Rodríguez para fusilar al portero sueco del conjunto holandés.

Tras esta excepcional primera parte, el PSV parecía tocado y hundido, pero cuando nadie lo esperaba apareció la sorpresa. El equipo holandés resurgió de las profuncidades y marcó un inesperado gol. Un saque de esquina no fue despejado por ningún defensor del Atlético aprovechándose de ello Koevermans para acortar distancias en el 47′.

También te puede interesar:   Phelps regresa con fuerza
También te puede interesar:   El Atlético respeta la decisión de la Uefa y luchará por su inocencia

A partir de aquí los rojiblancos mudaron la piel y se convirtieron en su versión temerosa, titubeante y torpe. Perdieron el control del balón y el rítmo del partido.  A los 69 minutos de juego, de nuevo el Atlético pudo marcar con un tiro de Sinama Pongolle, en sustitución de Agüero, que despejó con el pecho el portero del PSV. El PSV siguió buscando un empate que nunca llegó, por lo que se jugará en la última jornada el tercer puesto del grupo junto con el Olympique de Marseille que da opción a jugar la Copa de la UEFA.

Mientras, el Atlético se enfrentará a ese gran amigo francés que tanto le ha complicado la vida esta primera fase. El ambiente no será muy cordial entre las hinchadas pero al menos los de Aguirre (que volverá al banquillo) llegan con la clasificación  y el liderato del Grupo D en el bolsillo mientras que el O. Marseille luchará por el tercer puesto y su clasificación para la Uefa.

Imagen: Clubatleticodemadrid.com

Lo último...