No tengo ni idea de porqué algunos libros son comentados en todas las revistas (literarias y no literarias) y otros pasan como de puntillas, sin apenas más que un par de reseñas en blogs. Y sorprende más cuando dejan pasar novelones como éste de Nancy Huston.

 Lo primero que sorprende es la palabra. La frase. La fuerza con la que arranca la historia de Sol, un niño superdotado llamado–según él mismo declara- a dominar el mundo. Pero ésta es sólo una de las historias, porque son cuatro las que seguiremos, pasito a paso, cada cual de un miembro de distinta generación de la misma familia, cada cual con su propia y personal tragedia. Y todas ellas sucedidas cuando los protagonistas eran niños. El final, sorprendente, nos descubre una clave que une todas las historias. 

 En ocasiones me ha recordado al incisivo Cormac McArthy. Sin duda, una de las voces más personales de la Norteamérica actual (la autora es canadiense). Seguiremos atentos.

También te puede interesar:   Negro -"negrísimo"- sobre blanco