Kamouflage Bluff, de Konvicná, en Barcelona

flyer-pavlina-konvicna

El ser humano, su intimidad, creación de mujeres, rostros defigurados como privados de identidad. Caras de niños que representan la inocencia y al mismo tiempo son inescrutables. Son nuestros instintos más puros.

Así presenta la artista Pavlína Konvicná su próxima exposición, la cual se inaugura hoy, día 22 de octubre, a las ocho de la tarde y durará hasta el 29 del mes siguiente en Barcelona.

Kamouflage Bluff, así se llama la muestra, tendrá lugar en la galería de arte Artevistas, sita en el Passatge del Crèdit, 4 (entre Plaza de Sant Jaume y Ramblas)  y podrá verse a diario desde las 11 de la mañana hasta las 9 de la noche ininterrumpidamente.

La checa Konvicná reduce los rostros del ser humano a una formas simples que lo dicen todo por sí mismas, las ausentes bocas consiguen hablar y los cerrados ojos, observar. Los colores, reducidos a los más básicos, consiguen capturar al observador y envolverlo en los sentimientos de la figura retratada que habla y que observa. Con esta técnica de paleta monocromática, la atención es concentrada en el sentido de la imagen.

La artista Checa, con la técnica wet-into-wet, consigue jugar con las luces y las formas oscuras en «caras de mujeres y niños que representan la inocencia, aunque estas puedan ser, a veces, inescrutables«.

No hay nada más que observar unos momentos la imagen de arriba para dejarse llevar por la fuerza que contienen sus trazos.

Vía | Galería Artevistas

Ir arriba