Mucho se está hablando de las palabras de la ministra Dolores Delgado con José Manuel Villarejo, unas escuchas que están poniéndola entre la espada y la pared. En estos audios filtrados, la ministra parece menospreciar al ministro y compañero Grande-Marlaska por su condición sexual, además de narrar supuestos encuentros de altos cargos de la Fiscalía General y el Tribunal Supremo con menores de edad durante un viaje a Colombia. Ahora bien, ¿qué métodos pudieron ser utilizados para obtener estas grabaciones?

Grabadoras espías, el método más probable

Según el equipo de expertos del portal Espiamos, el método probable para hacerse con estas conversaciones ha tenido que ser el uso de grabadoras espía, dispositivos sensiblemente diferentes a las grabadoras de voz convencionales.

La principal diferencia de estas grabadoras espías de las normales, es que las primeras cuentan con un tamaño muy reducido o que se encuentran integradas en objetos que las hacen imperceptibles, además de contar con funciones muy sofisticadas a la hora de procesar esas grabaciones.

Actualmente se puede encontrar en el mercado una amplia gama de dispositivos espía que permiten grabar audio encubiertamente y pensadas para el uso tanto personal como profesional, con precios que oscilan entre los 60 y los 2.500 euros.

La distinción de Villarejo como comisario de la Policía Nacional hace pensar que los dispositivos más utilizados durante sus años en activo fueran de tipo profesional.

Descartado otro tipo de elementos

La hipótesis del uso de grabadoras espía camufladas toma fuerza debido a las características de las grabaciones filtradas. En ellas no se aprecian las particularidades propias de otro tipo de dispositivos de escucha encubierta. De ahí que se descarte otros elementos como micrófonos ocultos tipo solapa ya que no se contempla distorsiones por rozamiento con otros elementos.

También te puede interesar:   Barajas tendrá su propio hotel de lujo

Según los expertos, estas grabadoras se encuentran alojadas en objetos cotidianos que se puedan mostrar a poca distancia de los sujetos a los que se quiere grabar. Pendrives, bolígrafos, llaves o relojes son fácilmente personalizables con estas grabadoras.

Este tipo de soluciones de grabación encubierta de última generación cuentan con potencia suficiente para captar audio pese a encontrarse ocultas en bolsillos o cajones, por ejemplo. Son capaces de activarse automáticamente cuando detectan un sonido o ser controladas a distancia, y en reposo cuentan con autonomía de varios meses y en algunos modelos la autonomía puede ser de años. En funcionamiento abarcan radios de grabación de hasta 12 metros y cuentan con un poder de almacenamiento que puede llegar a las más de 50 horas de grabación.

Otros modelos son capaces de enviar por Wifi las grabaciones a un ordenador en horas determinadas o mostrarse inmunes en campos electromagnéticos.

Desde Espiamos enfatizan que pese a los análisis de calidad de los audios “resulta casi imposible determinar el método exacto por el que se consiguió grabar a la ministra Delgado y al resto de implicados en este caso”, sin embargo, apuntan que según el contexto “las opciones pueden variar desde la utilización de equipos con formatos de audio específicos, sistemas encriptados o simplemente la función de grabadora de voz de cualquier teléfono móvil”.