Té Ladureé y Nina Ricci

En el marco de las vísperas de San Valentín encontramos que diversas marcas de renombre se las ingenian para sacar al mercado originales y costosos obsequios que permiten ubicar a la mujer en la categoría de reina, brindándole el lujo que ella realmente se merece.

En esta oportunidad las firmas protagonistas son la casa de Té Ladureé y la increíble línea Nina Ricci, marcas que se han fusionado recientemente para dar rienda suelta a un nuevo proyecto de alta gama y que sin lugar a dudas obtendrá todos los aplausos.

Encabezan este nuevo emprendimiento el jefe pastelero de Ladureé, Vincent Lemains, y el experto en fragancias; Oliver Cresp, creador de la línea de Nina Ricci, quienes en conjunto trabajaron durante largos meses arduamente para lograr no uno sino dos productos originales inspirados en los aromas extraordinarios de los perfumes junto a las fragancias, las texturas y sabores del clásico macaron.

Hablemos de los productos; por un lado tuvieron la oportunidad de crear una nueva fragancia donde el toque del macaron se hace sentir en su esplendor, y paralelamente, un nuevo tipo de dulce, denominado “La Tentation de Nina”, comienza a cobrar su lugar en la casa de té, gracias a los famosos perfumes de la marca.

El macaron “La Tentation de Nina” se caracteriza por una mezcla de sabores a base de frambuesa, limón y rosa, una extraña combinación que resulta ya un clásico en los perfumes de la marca y que realza al producto a la categoría de sabores Premium, siendo el costo aproximado de la caja de 14 unidades de 33 euros.

También te puede interesar:   La Champions League 2014/15, un camino de espinas

Por su parte, la fragancia contiene un mix floral con esencia afrutada, bergamota, pomelo, vainilla y un toque de sándalo, mixtura que rápidamente nos recuerda al aroma del macaron. El mismo puede conseguirse en las mejores perfumerías a un costo cercano a los 55 euros, los 50ml de fragancia.