El Nissan Qashqai+2 desde la Fira Expro/Reus 2008

Una de las novedades más destacables que había en el stand de Nissan en la Fira Expro/Reus era el Qashqai+2, una versión «engordada» del Qashqai convencional que tiene capacidad para siete personas. En comparación con el cinco plazas, el +2 tiene algunos cambios estéticos, como es una nueva parrilla y una zona posterior adaptada para albergar esos dos nuevos asientos.

Nueva parrilla frontal para diferenciar el Qashqai+2 del convencional

El resultado final llama bastante la atención: con el nuevo Qashqai+2, Nissan ha querido mezclar el concepto de monovolumen con el de crossover, obteniendo un resultado mucho mejor que por ejemplo Seat con el Freetrack. Un detalle destacable es que desde el acabado más básico, el Visia, el ESP es de serie, igual que la conexión Bluetooth para móvil y curiosamente, el techo panorámico.

La zona posterior recibe ligeros cambios en la estructura

El techo, en su zona final, no cae como en el caso del cinco plazas, sino que se eleva un poco para aumentar la capacidad interior. Los cambios se centran en la parte de los parachoques, que tienen un diseño diferente del otro. El portón y la luneta también son elementos nuevos. La capacidad del maletero es muy grande con los asientos adicionales abatidos, pero con éstos desplegados, el volumen total se ve bastante reducido.

El maletero es muy grande con los asientos plegados

Los dos asientos adicionales que hay en el Nissan Qashqai +2, que se suben mediante una cuerda de un modo muy fácil, no están pensados para largos trayectos ni para personas de estatura alta. El respaldo es totalmente recto y el hueco para las piernas es algo pequeño. En resumen, que están destinados a ocupar el espacio suficiente para un niño.

Los dos asientos adicionales están pensados para los niños

El resto del interior es muy espacioso, tanto las plazas traseras como las delanteras son bastante cómodas. Para dejar más espacio a los dos asientos adicionales, el respaldo de la banqueta trasera se puede inclinar.

Las plazas traseras son muy cómodas y se pueden inclinar

Llegando ya a las plazas delanteras, que como decíamos son muy cómodas, nos encontramos con un salpicadero sencillo, muy bien resuelto y agradable a la vista. La unidad que había en la exposición era la más equipada, que incluía un navegador con función de DVD en el salpicadero.

El salpicadero es agradable a la vista y cuenta con materiales de buena calidad

Conclusión: un crossover destinado a la familia numerosa con un buen equipamiento y un precio muy asequible.

Nissan Qashqai+2

Fotos: Castro

Ir arriba