El Madrid y el Mallorca

bernd_schuster.jpgLo de ayer del Santiago Bernabeu fue un auténtico partidazo. Lleno de idas y venidas; 7 goles, varios de bella factura, y los dos equipos con el punto de mira puesto en ambas porterias. La forma en la que se desarrolló el partido fue fiel reflejo de los ocupantes de ambos banquillos: Bernd Schuter y Gregorio Manzano. Sus equipos fueron calcos de la personalidad de ambos entrenadores.

El Real Madrid fue igual a lo que nos ha acostumbrado Schuster. Las equivocaciones de Schuster estuvieron reflejadas en la defensa; donde fallos garrafales permitieron marcar a Varela y Güiza. Pero el Real Madrid demostró el caracter del alemán y las gansa de hacerlo bien, representado sobretodo en Robinho, Raul y Ruud. La triple ‘R’ remontó ella sola el partido. El brasileño con 2 goles y casi el 90% del gol de Raúl. Mientras el capitan blanco, empato el partido y se disfrazo del ausente Guti para asistar a Van Nistelrooy en el cuarto gol.

El Mallorca fue atrevido, salió a agradar y a jugar al futbol; al más puro estilo Manzano. Y aguantó, y marco 2 golazos, fue incisivo y peligroso en ataque; pero algo temoroso atrás. Tanto despiste defensivo y el gol de Robinho en fuera de juego puedieron con el equipo Bermellón. Con todo y con eso, Mereció puntuar el equipo balear.

Ir arriba