Acomódate en tu butaca, baja la luz y dale al play: Stockholm

 

Siempre ha habido calidad en el cine español a excepción de alguna que otra obra simple con personajes de plástico y dialogo mecánico, pero parece ser que desde hace unos años vamos en aumento, la calidad técnica y visual va aumentando poco a poco y nuestro cine no tiene absolutamente nada que envidiar de obras que nos llegan desde otros lugares, aquí te traigo un ejemplo de ello con esta cinta.

stockholm-cartel-5231

La película de Rodrigo Sorogoyen no deja de ser un relato personal, un cruce, un encuentro, una historia que a todo el mundo le ha podido pasar  en menor medida dentro de la realidad, un idilio anónimo de una noche, con personajes muy cercanos a ti, personajes reales, interpretados por Javier Pereira y Aura Garrido y es que solo basta con ellos para meterte dentro de la historia y olvidar todo lo que gira alrededor.

La trama es simple: chico conoce a chica, chico se “enamora” de chica, chico insiste e insiste e insiste hasta que chica cede. Fácil a primera vista, fácil para empezar pero con una densidad de diálogos exquisita y una gran interpretación por parte de Javier Pereira (de ahí el Goya al Mejor Actor Revelación).

Aura-Garrido-y-Javier-Pereira-en-Stockholm

Aura Garrido en cambio te ofrece la cordura, la sensatez, el misterio, esa chica callada que se limita a escuchar, a veces tierna a veces indomable, esa imagen de Lolita, pero con mucho trasfondo detrás.

Rodrigo Sorogoyen ha sabido mezclar planos y matices significativos al más puro estilo Darren Aronofsky en Cisne Negro, jugando con blanco y negro, diálogos entrelazados, besos, miradas, discusiones, reacciones, violencia, cariño, etc… Pero todo mezclado y sin sentido a la vez.

STOCKHOLM

Sorogoyen nos da toda una lección de conducta humana  a lo largo de la historia, de los errores que cometemos sin darnos cuenta y del daño que causamos inconscientemente incluso a seres queridos o como en este caso acabamos de conocer.

La historia no deja de ser un drama romántico , pero con tintes de drama psicológico anteriormente vistos en cine de Roman Polanski como Repulsión o La Semilla Del Diablo, la figura de Aura Garrido te llena mediante su belleza , sus gestos , sus palabras,  esa mirada tímida e inocente pero a la vez misteriosa e inquietante.

Stockholm me parece una cinta muy recomendable sobre todo porque ese tipo de película que te sorprende de vez en cuando y que no puedes dejar de invitar a verla como yo estoy haciendo en este momento, créeme compañero, no te defraudará.

Ir arriba