Aunque así, aparentemente y a simple vista este pastelito en cuestión no tiene pinta de ser demasiado especial, se trata del pastel más caro del mundo.

¿Sabes cuánto vale? Nada más y nada menos que 150,000$. Sí, lo ´se. Se te han quitado las ganas de comértelo.

Para dar forma a este pastel, Rox, una empresa escocesa dedicada al mundo de los diamantes, se ha asociado a Cupcake Glasgow, y este es el resultado.

Docenas de diamantes destacan sobre el pastel… Realmente llamativo, la verdad. Una de esas cosas que me dejan realmente impresionada. Y sí, seguro que hay gente que lo compra… Si eres uno de los afortunados que puede gastarse semejante dineral en el pastel en cuestión, ponte en contacto con Rox.

Visto en Mundo chica

También te puede interesar:   Llena de color tu otoño con Fendi