Todo el mundo conoce a la polifacética Jennifer López por sus películas o discos, pero también por una parte concreta de su cuerpo: su trasero. Sobre esta parte de su cuerpo, han circula multitud de rumores, muchos de ellos falsos. Una de las más sonadas fue la supuesta contratación de un seguro para esa parte de su cuerpo, una mentira que ella misma tuvo que salir a desmentir hace algún tiempo. Aunque si finalmente decidiera asegurárselo, ¿cuánto valdría el culo de Jennifer López?

Indemnización millonaria

Según un análisis realizado por el comparador de seguros Acierto, la indemnización que la compañía debería realizarle si sufriera algún tipo de percance, rondaría los 5 millones de euros. Para hacer este cálculo, hay que tener en cuenta cuestiones como los ingresos de la actriz, pero también los peligros a los que expone esa zona de su anatomía, su vida fuera de los focos, sus hábitos alimentarios y de ejercicio, y un largo etcétera que van más allá de su profesión.

También sería probable que la compañía aseguradora estableciese ciertas excepciones a la hora de abonar dicha indemnización, como puede ser que descuidara su dieta y empezara a engordar o que dejase de ir al gimnasio y se pasar a la buena vida.

Seguro incapacidad permanente

Una buena opción sería contratar un seguro de vida que la cubriera ante una posible incapacidad permanente absoluta (IPA) o total (IPT). La prima para una póliza con IPA rondaría la friolera de 25.000 euros anuales y la cubriría en caso de que no pudiera volver a trabajar. Mientras que un seguro de IPT haría lo propio si la actriz tuviera que abandonar su carrera pero fuese capaz de realizar otros trabajos. En ese caso, le costaría unos 15.000 euros al año. No obstante, cabe remarcar que en ambos casos la compañía se responsabilizaría de todo tipo de contingencias, más allá de las que atañeran a su trasero.

También te puede interesar:   Más información sobre el último ciberataque masivo ramsonware Petya

La actriz también podría hacerse con un seguro de invalidez temporal por si sufriera algún tipo de percance en alguno de sus espectáculos y se lastimase esa parte del cuerpo. Sin embargo, no le saldría barato si quisiera mantener su ritmo de vida. El motivo está en el dinero que gana al día y que supera los 100.000 euros, mientras que estos seguros únicamente pagan entre 30 y 60 por día. En el caso de querer ganar su sueldo habitual, el seguro le costaría más de un millón de euros.

Famosos que han contratado pólizas para sus cuerpos

Jennifer López no sería la primera en contratar una póliza de este tipo, ya que hay otros muchos famosos que lo han hecho, una moda que está en alza entre las estrellas de Hollywood a la que ya se han sumado la cantante Taylor Swift y Julia Roberts, entre otras. Sin ir más lejos, las piernas de la cantante están valoradas en 30 millones de euros y la sonrisa de la actriz en 20 millones.

El caso de Elizabeth Taylor también fue llamativo: aseguró sus ojos de gata por 900.000 euros. Tom Jones hizo lo propio con una parte más sorprendente de su anatomía; los pelos de su pecho, cifrados en más de 3 millones de euros. Pero para ejemplo curioso el de Rocco Sigfredi, que contrató una póliza para su miembro viril por 600.000 euros.

Deportistas también se suman a esta moda

Pero los artistas no son los únicos dentro de esta moda de los seguros, ya que los deportistas también se han sumado a ella. De esta forma, nos encontramos a Iker Casillas que tiene aseguradas cada una de sus manos por 7,4 millones, mientras que Messi y Cristiano han asegurado sus piernas por 50 y 100 millones de euros respectivamente. Aunque el deportista con el seguro más caro fue Beckham, con un seguro de 150 millones.

También te puede interesar:   Descubre tres de las mejores áreas para trabajar por cuenta propia

Ahora una pregunta, ¿realmente merece la pena estos seguros? Aquí el quid de la cuestión radica en la finalidad del seguro; es decir, “en si la parte del cuerpo que se asegura le ayuda a generar unos ingresos” explica Carlos Brüggemann, cofundador de Acierto. “Se trata de algo que va más allá de los famosos. De hecho, hay muchos cirujanos y profesionales sanitarios que tienen aseguradas sus manos; pues su profesión depende de ellas”; matiza. En todo caso, el importe depende de cuánto se gane con ellas, pues la póliza está pensada para compensar la pérdida de ingresos de los afectados.

¿Vosotros que opináis de todo esto? Animaros y compartir con todos nosotros vuestros comentarios. ¡Os estamos esperando!