Cortinas para puertas

Las cortinas para puertas o cortinas antimoscas fueron creadas para poder ventilar nuestros espacios, sin preocuparnos de la entrada de moscas y otros insectos. Al mismo tiempo, otorgan privacidad y te sirven para separar estancias. ¿Quieres encontrar unas cortinas para puertas exteriores para tu terraza, para tu jardín…? ¿O para delimitar espacios en tu casa o tu negocio? Sigue leyendo y conoce más acerca de estas cortinas para elegir las acertadas.

¿Qué son las cortinas para puertas?

Una cortina para puertas consiste en un montante del que cuelgan tiras de PVC (plástico), cadenas metálicas o canutillos, frecuentemente de colores.

Estas cortinas se pueden quitar o poner fácilmente, de manera que puedes utilizarlas solo en determinados momentos del año. O simplemente dejarlas puestas, pues no te molestarán para cerrar la puerta de nuevo. No se usan solo para evitar la entrada de insectos y ventilar tus espacios, aprovecha también sus ventajas decorativas.

Tipos de cortinas para puertas

Además de existir muchos diseños diferentes de estas cortinas, sus diferentes materiales les aportan propiedades que puedes aprovechar para mejorar la calidad de vida en tu casa, ¡o aportar funcionalidad en tu negocio! ¿Qué tipo te conviene más?

Cortinas para puertas de exterior metálicas

Estas cortinas para puertas de exterior están formadas por cadenas metálicas, normalmente de aluminio, ya que es inoxidable y muy ligero. Puedes tenerlas de colores, pero también en su color natural metálico. Es posible comprarlas de varios colores diferentes y combinarlas a tu gusto.

Son adecuadas para todos los climas. No temas utilizarlas en sitios con alta humedad ambiental, no se oxidarán. También son resistentes a otros factores como las temperaturas altas o bajas, el sol, el viento, etc. Además, tienen un menor aislamiento térmico que las de plástico, pero precisamente por eso son estupendas para ventilar.

Otra propiedad de las cortinas para puertas metálicas es que son muy higiénicas. Esto las convierte en ideales para la cocina y también para restaurantes y tiendas de alimentación. No entorpecerán el paso y brindarán la privacidad que necesitas para cocinas o almacenes de estos negocios. ¡Aprovecha y elígelas con los colores de tu marca!

Cortinas para puertas de entrada de plástico

Estas son las más coloridas y alegres. Pero también existen de diseños más discretos y elegantes, algunas parecen auténticas tiras de cuentas. Las famosas cortinas de canutillos también entran en esta categoría. Y, si buscas un aire rústico, las hay de bonitos colores marrones, bronce o imitación de madera.

Puedes adquirir tiras o cintas de diferentes colores y así combinarlas a tu gusto. O también tenerlas de un solo color. ¿Sabías que existen también transparentes? Son las ideales para aprovechar mejor la luz que entra en tu hogar.

Fundamentalmente, se distinguen dos subtipos dentro de estas cortinas: de tiras y de cintas.

Las cortinas para puertas de tiras consisten en tiras de plástico lisas, trenzadas y otros diseños, como las de canutillos. Permiten mejor la ventilación que las de tiras.

Las cortinas para puertas de cintas están formadas por tiras más anchas. Estas tiras proporcionan una mayor privacidad y aislamiento energético, aunque peor ventilación.

Ten en cuenta que las cortinas para puertas de cintas también pueden ser una buena idea para almacenes de tiendas de alimentación u otras donde desees mantener una buena temperatura ambiental. Además, impiden que se pueda ver a través de ellas. Aunque, si prefieres que dejen pasar la luz y te aporten visibilidad, existen también transparentes.

¿Cómo colocar cortinas para puertas?

Estas son muy fáciles de colocar, por eso son ideales para comprar online. Tan solo necesitarás una taladradora y un par de tacos y cáncamos o alcayatas, el resto del material vendrán con las cortinas.

Existen dos posibles instalaciones: a techo (si las cuelgas dentro del marco de la puerta) o a pared (sobre el marco de la puerta).

Si las instalas a techo, necesitarás dos cáncamos abiertos. Haz las marcas de donde harás los agujeros, aproximadamente a 1 cm de los laterales de la puerta, taladra, coloca los tacos y los cáncamos y ya puedes colgar el montante con la cortina puesta.

Si las instalas a pared procede igual. Pero como tendrás que tener en cuenta también la altura de los agujeros, puedes valerte de un nivel a la hora de marcar donde hacer los agujeros. Así te aseguras de que esté nivelada.

Mantenimiento y limpieza de las cortinas para puertas antimoscas

Las cortinas para puertas antimoscas son de las más fáciles de mantener: lo único que recomendamos hacer es quitarles el polvo. Pero si crees que están muy sucias y quieres tenerlas más higiénicas, puedes limpiarlas con agua y un poco de jabón neutro, pasándoles un paño humedecido.¿Ya tienes claro qué cortinas para puertas quieres? Verás cómo te ayudarán a conseguir un espacio mejor ventilado, agradable y, además, darán el toque especial que necesitabas para tu decoración.

Ir arriba