Arte Japonés: Kawaii! Erina Matsui

Dentro del ciclo que el Espai 13 de la Fundació Miró dedica al arte japonés a través de la mirada de diferentes creadores, destaca la visión que Erina Matsui nos ofrece, con apenas 23 años, de la realidad artística actual de su país. La palabra clave es Kawaii (que significa algo así como “monada”), un fenómeno nuevo en Japón que, en el caso de esta artista, supone una regresión nostálgica, pero también divertida, a su mundo infantil. Desde aquí se desenvuelve como pez en el agua, sin complejos, y de una manera más franca, pura, incluso ingenua, muy propia de toda infancia, pero no por ello menos reveladora.

images.jpg

Erina Matsui se mueve en la utopía, en la placidez de lo casi irreal, rozando por momentos la ñoñería pero sin caer en ella plenamente. Es cierto que utiliza iconos típicos de los dibujos animados japoneses, del manga, juguetes más propios de la adolescencia y otros elementos en un primer momento despojados de toda solemnidad. Pero es así como la artista interpreta la realidad, en clave mágica, casi onírica, abordando con frescura el proceso creativo, huyendo de grandilocuencias a menudo huecas, mostrándose tal y como es. Destacan especialmente sus estudios y evoluciones de retratos, un tema recurrente en su obra. Su rostro aparece aquí en un insultante primer plano, flotando en escenarios indescifrables, pero no hay en sus facciones ni una pizca de idealización. Matsui explora el mundo a través de sí misma, de sus fantasías y sus gustos, a menudo culinarios (como refleja el plato de gambas que hay a los pies de uno de sus retratos, a modo de proyección hacia el exterior de su obra) al estilo de un Franz Marc, salvando las distancias, creador de mundos paralelos a la incómoda realidad.

images2.jpg

Con “Kawaii! El Japó ara” el Espai 13 inaugura un ciclo con cinco jóvenes artistas que nos ayudan a hacernos una idea del panorama creativo japonés hoy día. Las obras pueden verse desde el 21 de Septiembre hasta el 20 de Julio de 2008 dentro de la Fundació Miró .

Ir arriba